del 21 de Noviembre al 16 de Diciembre de 2018

El cuerpo es un contenedor de energía creativa, de sentimientos y de experiencias. El cuerpo es como un lienzo en blanco donde encarnamos y proyectamos tanto contradicciones, resistencias como creatividad o luchas y experiencias pasadas. Por ello, el arte (fotografía, performance) me parece una manera perfecta de darles salida, de sanar y de despertar ya que permite al cuerpo expresar y soltar aspectos almacenados, incluidas emociones asociadas. En mi caso, he explorado fotográficamente elementos que están presentes en mí misma y que me han permitido conectar mi cuerpo y mi trabajo conmigo misma. Las fotos surgen de un juego y diálogo entre proyección de fotografías en diferentes espacios, incluído mi cuerpo que actúa como lienzo en blanco que revela aspectos incoscientes diversos.

Este trabajo no habla sólo de un cuerpo físico, sino también de un cuerpo emocional y mental condicionado por mi género, por experiencias y por la sociedad en la que vivo. Capas conscientes e inconscientes de mi misma que determinan quien soy.

Como artista no aspiro a que esta obra sea autobiográfica, sino a re-crear aspectos humanos a través de mi verdad como mujer.

Este trabajo se realizó entre abril y mayo del 2018, fruto de una residencia artística en la Fundación Bogliasco (Génova, Italia).

 

OIHANA MARCO (Zaragoza 1977), es psicóloga, antropóloga y fotógrafa. Tras formarse en fotografía en la Escuela Spectrum Sotos (2012) y en el CFD de Barcelona (2012-13) abre el festival Mirada de Mujeres (2014) en Zaragoza con su obra “Tempus Fugit”(Bantierra). Desde entonces ha expuesto en San Sebastián (Lantoki, Tabakalera, Centro Kultural Okendo, Fnac y Feria de Arte Donostiartean), Málaga (Malaga Art Fair) y Bruselas (Art and Flux Gallery). Con motivo de la capitalidad cultural europea de San Sebastián es seleccionada junto con otros artistas europeos en un proyecto llamado “In&At” y expone en San Sebastián, Dinamarca (Aarhus), Chipre (Pafos) y Reino Unido (Hull, Hip Gallery). Su obra ha sido seleccionada por el Área de Cultura del ayuntamiento de Zaragoza para exponerse en abril de 2019.

Recientemente fue seleccionada como artista visual para otra residencia artística en la Bogliasco Foundation (Italia) donde realizó la obra que hoy se expone.

Tras formarse en fototerapia (UMA, 2017), combina su actividad como artista, impartiendo en Málaga talleres fototerapéuticos para mujeres o colectivos en riesgo de exclusión.

Su objetivo profesional es generar conciencia y empoderamiento en las mujeres a través de la fotografía.